Estilo de vida sí, calidad de vida no

Sobre el impacto de la Ley 50 del 90 y la ley 100 de 1993 en las condiciones de vida de los colombianos contado desde un relato testimonial del autor

Por: EFRAIN DIAZ AGUILAR
abril 20, 2020
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
Estilo de vida sí, calidad de vida no
Foto: Vía Twitter / Zenu Radio

Este es el comentario de mi amigo:

“Bien Efra por el apoyo a los maestros pero porque siempre salen a relucir que los Uribista y centro democrático son los culpables y es que en Colombia antes estos problemas de los maestros es viejo yo creo que pasaron Belisario. Turbay, Gaviria, Alfonso Lopez, Santos y partidos tradicionales como en el que usted milita o militó Liberal, conservador y demás, entonces culpable Uribe y el Centro Democrático, por favor seamos serios y apoye al maestro pero averigüe desde cuando los maestros tienen este problema así como las demás profesiones, una pregunta hay maestros que se quejan tienen dos o tres pensiones y están laborando hay se darle chance a otros. Gracias”

Quiero de manera respetuosa por medio de este escrito darle respuesta a un amigo a quien aprecio mucho así como a su familia; esta réplica la hago ante “el comentario que realizó en Facebook” debido al artículo que escribí y titulé: El pueblo unido, jamás será vencido.

Él, al igual que yo, trabajamos en un banco, lo hicimos en empresas diferentes. Fue despedido muy joven, más nunca pudo conseguir un empleo estable, porque la Ley 50 del 90, se lo impidió; es que los trabajadores en Colombia, fruto de esta ley, perdieron  muchos derechos y los empresarios obtuvieron jugosas ganancias: Redujeron costos de producción, acrecentaron sus rentas y limitaron la acción sindical en el sector privado.

La ley 50 del 90 pulverizó reivindicaciones como la estabilidad laboral y le dio paso a las bolsas de empleo, contratos temporales o de prestación de servicio. Antes de esta ley, cuando un trabajador cumplía 10 o más años de servicio en una empresa tenía una relativa estabilidad laboral, los patronos no podían despedirlo sin justa causa de las que taxativamente estaban señaladas en el Código Sustantivo del Trabajo; hoy puede hacerlo con 5 o menos años, 10, 15 o más años de servicio; la mayoría de los empresarios contratan al personal por medio de bolsas de empleo, unos que otros hacen contratos a término indefinido, pero igual, tienen autonomía para salir del empleado en cualquier momento.

Cuando hablo de Uribe, lo hago con fundamento. Es que la ley 50 del 90, de la cual fue ponente Álvaro Uribe Vélez como Senador en el gobierno de Cesar Gaviria Trujillo, ha sido la reforma laboral más nefasta que le han aplicado a los trabajadores en Colombia; además de lo señalado en el párrafo anterior, puedo afirmar que debido a esta ley, crecieron los empleos temporales y los despidos masivos de trabajadores con autorización del Ministerio del Trabajo. Esta ley es la causante del crecimiento vertiginoso del desempleo, del nacimiento de los paga diarios o gota a gota, el Mototaxismo y del trabajo informal.

Uribe no contento con lo anterior, cuando llegó a la Presidencia, hizo aprobar la ley 789 de 2002 que quitó las horas extras el recargo nocturno, el pago de dominicales y festivos; aumentó la edad de jubilación tanto en hombres como en mujeres, el número de semanas para acceder a la pensión, privatizó 464 empresas del Estado, entre ellas Telecom y El Banco Cafetero, en donde trabajó mi amigo.

Hoy como ex presidente y Senador del partido Centro Democrático quiere terminar la obra que inicio, para acabar con todo aquello que signifique beneficios para la clase obrera; esta es la razón por la cual presentó otro proyecto de Reforma Laboral que contempla flexibilizar la contratación, para que en el futuro los trabajadores no sean vinculados a término fijo, ni indefinido, sino, por horas; también planea que la edad de pensión sea aumentada nuevamente.

Mi compañero, sin darse cuenta me da la razón, no alcanzo a entender como defiende a una persona y a un partido causante de la mayor tragedia que vive Colombia, en donde tanto él, como yo y gran parte del pueblo colombiano, hemos sido víctimas de estas políticas que han dejado pobreza y miseria en todo el territorio nacional.

En donde me muestro de acuerdo con él, es cuando dice que no podemos exonerar de culpas a los expresidentes: Alfonso López Michelsen; Belisario Betancourt; Julio Cesar Turbay Ayala; Cesar Gaviria Trujillo; Andrés Pastrana Arango y Juan Manuel Santos Calderón; es cierto, ninguno de ellos desarrolló una política social en beneficio del pueblo, todo obedeció y sigue obedeciendo a los designios señalados por los grupos económicos que siempre han mandado en este país  y a las  políticas orientadas por nuestro amo del Norte, USA.

Otra ley que también le hizo un gran daño al pueblo fue la ley 100 de 1993; el Coronavirus ha develado lo que a Vox Pópuli conocíamos, las precarias condiciones de trabajo de los médicos y funcionarios de la salud en Colombia; más del 90% de estos profesionales tienen pésimos contratos laborales, deben trabajar en varias empresas para incrementar sus ingresos.

Los médicos en Colombia tienen estilo de vida, pero no calidad de vida; en muchas ocasiones las instituciones en donde laboran no le cancelan a tiempo su salario, no pueden reclamar, porque corren el riesgo que el contrato no se lo prorroguen; los hospitales públicos fueron cerrados o privatizados, como El San Juan de Dios en Bogotá. La Salud en Colombia dejó de ser un derecho para convertirse en un negocio, todo este panorama obedece a la aprobación de esta ley, cuyo precursor es: Álvaro Uribe Vélez.

Toda la información que plasmo en mis escritos la saco de internet, esto es de público conocimiento, cualquiera puede verificar si lo que digo es verdad o no; cuando hablo de Uribe y su partido El Centro Democrático, lo hago con conocimiento de causa, porque ha sido la persona que más daño le ha hecho a la clase media y popular en Colombia; aunque le duela a muchos, leyes como la Ley 50 del 90 y la ley 100 de 1993, han sido las más nefastas para el pueblo Colombiano y en ambas, tanto música y letra tienen como autor a Álvaro Uribe Vélez.

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

-Publicidad-
0
700

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Nota Ciudadana
La vida de Esder Pineda, el último ex Farc que mataron en Colombia

La vida de Esder Pineda, el último ex Farc que mataron en Colombia

Nota Ciudadana
La diversidad es progreso

La diversidad es progreso

Nota Ciudadana
¿Falla la agenda progresista en América Latina?

¿Falla la agenda progresista en América Latina?

"Espero que los médicos se apropien de las luchas sociales, ellos no son la élite, son trabajadores"