¿En qué terminó la obra para salvar el río Bogotá que se relaciona con la muerte de Jorge Enrique Pizano?

¿En qué terminó la obra para salvar el río Bogotá que se relaciona con la muerte de Jorge Enrique Pizano?

Odebrecht y Carlos Solarte, quien está en juicio, hicieron trampa para quedarse con la obra Tunjuelo-Canoas que sigue detenida y tiene a la Contraloría encima

Por:
junio 18, 2024
¿En qué terminó la obra para salvar el río Bogotá que se relaciona con la muerte de Jorge Enrique Pizano?

El interceptor Tunjuelo Canoas, necesario para limpiar el río Bogotá, según la Contraloría General, es un elefante blanco. La obra necesita dos elementos más para estar operativa, la construcción de la planta Canoas y concretar unos cambios en las construcciones aledañas. El conector es diferente a otros elefantes blancos, en este caso, las empresas Odebrecht y Cass Constructores cumplieron con la tarea, la parte faltante fue responsabilidad del Acueducto, pero no obstante esto, los jueces llamarón a los constructores por el procedimiento utilizado para lograr la adjudicación del contrato, que terminó enredado con los escándalos de Odebrecht. 

Un fallo histórico que prometía salvar el río Bogotá

En 2004 el Tribunal Administrativo de Cundinamarca en un veredicto que fue calificado de histórico ordenó acciones al Estado para solucionar la catástrofe ecológica del río Bogotá. Dentro de la causa de los problemas, según la Corporación Autónoma Regional de Cundinamarca-CAR, están los vertimientos industriales de las curtiembres de Villapinzón y los tres vertimientos de la ciudad al río, que son Salitre, Fucha y Tunjuelo.

En consecuencia, la empresa de Acueducto y Alcantarillado de Bogotá comenzó la invitación pública ICSM-731-2009 con el objetivo de comenzar las construcciones que limpiarían el rio, entre la infraestructura requerida estaba el Interceptor Tunjuelo Canoas.  

El interceptor se conectaría con la Planta De Tratamiento Canoas, por ahora, la planta está en fase de licitación, es decir su fecha de entrega aún es desconocida y en consecuencia los residuos tóxicos de la ciudad siguen llegando al río.

Los ganadores de una licitación que resultó envenenada

Dos firmas de constructores reconocidas en la época, como lo eran la multinacional brasilera Norberto Odebrecht y Cass Constructores de Carlos Alberto Solares, se aliaron para licitar y resultaron ganadoras. En su momento no hubo cuestionamiento alguno, porque además estaban respaldadas por experimentados ingenieros que se presentaron como los directivos de sendas compañías.   

 - ¿En qué terminó la obra para salvar el río Bogotá que se relaciona con la muerte de Jorge Enrique Pizano?
(Elaboración propia)

El consorcio Canoas ganó la licitación del 2009, es decir, la sociedad conformada por la Constructora Norberto Odebrecht y Cass Constructores debía encargarse de: “el diseño, construcción y puesta en operación de un túnel bajo la modalidad llave en mano, para el sistema de alcantarillado troncal Tunjuelo – Canoas –Rio Bogotá”.

Para la tarea se tenía un presupuesto de $ 243.117.273.906, que debían utilizarse para la construcción de una mega obra que sirviera para descontaminar y sanear el río. El conglomerado no debía trabajar solo, otro actor en la licitación era el Acueducto de Bogotá que debía dejar varios detalles listos, por ejemplo, comprar los lotes requeridos.

Las obras comenzaron el 26 de febrero de 2010 y el consorcio tenía un plazo de 30 meses para realizar el encargo.

Los incumplimientos del acueducto que llevaron a una demanda  

Si bien tanto Norberto Odebrecht de Luis Antonio Bueno Junior, como de Cass Construtores bajo el mando de Carlos Alberto Solarte Solarte cumplieron el 95% de la obra, el proyecto enfrentó un improvisto:  uno de los pozos del Interceptor Tunjuelo-Canoas, el 12 no se construyó en el lote señalado porque el Acueducto de Bogotá con Jorge Enrique Pizano como gerente, no compró el terreno, y en consecuencia los ingenieros debieron hacer cambios.

El incumplimiento del Acueducto obligó a colocar la obra en otro espacio, en el   lote Invias, lo cual derivó en un incumplimiento de otros cronogramas y demandó trabajos complementarios, ocasionando que un 5% del contrato quedara inconcluso. Un 5 % que dejó en el aire un total de $ 1.179.747.841 sin ejecutar.   

Cuadro de obra para el interconector Tunjuelo Canoas - Río Bogotá  - ¿En qué terminó la obra para salvar el río Bogotá que se relaciona con la muerte de Jorge Enrique Pizano?
(Fuente Contraloría de Bogotá)

Si bien parece insignificante, lo cierto es que ese 5 %, faltante perjudico el 95% realizado, no solo se dañó la infraestructura, sino que llegaron los procesos judiciales. En efecto, las dos constructoras Odebrecht y Cass decidieron demandar al Acueducto, y El Tribunal de Arbitramiento en primera instancia condenó a la institución por negligencia. La respuesta del Acueducto fue la obra y en otras palabras, a pesar de haberse invertido $242.721.998.815 el proyecto quedó inconcluso.  

Meses después del fallo del Tribunal de Arbitramiento, se dio la intervención de los entes de control y estudiaron con detenimiento todo el proceso de la obra. La atención la captó el escándalo de corrupción de la constructora Odebrecht.   

Los responsables del elefante blanco

Cuando la justicia miró en detalle el contrato encontró irregularidades en el mismo proceso de licitación. La adjudicación de la obra para el río Bogotá se relacionaba con el escándalo de la ruta del Sol 2 en cabeza de Odebrecht.

El ganador de la licitación para construir esta vía habían sido el consorcio Corficolombiana de la Organización Luis Carlos Sarmiento Angulo y la constructora brasilera Norberto Odebrecht que debían responder por el tramo Ocaña Gamarra. El exgerente del Acueducto Jorge Enrique Pizano fue nombrado por el consorcio Ruta del Sol controller, una suerte de auditor del contrato.  

Pizano llegó al cargo por su cercanía con el exfiscal Néstor Humberto Martínez, quien era el asesor jurídico de cabecera de la Organización LC Sarmiento propietaria de Corficolombiana.  En sus labores como interventor desde 2013 de la Ruta del sol 2, Pizano había denunciado irregularidades en varios contratos. A partir de sus denuncias, la justicia revisó con detenimiento otras obras en la que hubiera estado involucrada la constructora Oderbrecht y por esa ruta llegaron al Interconector Tunjuelo Canoas.  

Específicamente en éste encontraron que el contratista Orlando Fajardo. Fajardo, según la Fiscalía, conoció de antemano los términos de la licitación para el saneamiento del río de Bogotá y el Interconector Tunjuelo Canoas y, en consecuencia, busco socios para armar una propuesta ganadora, que coincidía con la presentada por Cass Constructores y Odebrecht.

La justicia en primera instancia le puso la lupa a Carlos Alberto Solarte De Cass Constructores y embargó sus bienes; con respecto a Odebrecht, el CEO de la compañía Luiz Antonio Bueno Junior resolvió firmar un principio de oportunidad con la Fiscalía para dar detalles sobre los contratos manejados por la constructora que habían pagado coimas para ganarlos en algunos casos, y entre los contratos con irregularidades estaba el  Interconector Tunjuelo-Canoas. Se desató entonces un difícil proceso judicial que implico a Carlos Alberto Solarte y el exgerente del acueducto Jorge Enrique Pizano, quien había hecho las denuncias iniciales de las irregularidades del consorcio Ruta del sol, terminó forzado a defenderse y dar explicaciones.

Todo fue oscuro hasta su muerte el 8 de noviembre de 2018, en apariencia por un paro cardiaco, pero las extrañas circunstancias del deceso aún están por aclararse.

Río Bogotá - Tunjuelo Canoas  - ¿En qué terminó la obra para salvar el río Bogotá que se relaciona con la muerte de Jorge Enrique Pizano?
Carlos Alberto Solarte fue socio de Odebrecht en la licitación Tunjuelo Canoas

Han pasado más de seis años de este dramático episodio y la obra clave para avanzar en la descontaminación del río Bogotá continúa en el limbo. El interceptor Tunjuelo Canoas sigue esperando su fecha para entrar en funcionamiento, una obra fallida que la Contraloría no ha dudado en declarar uno de sus elefantes blancos.  

El río Bogotá lleva dos décadas esperando años su descontaminación y cuando se pensó que gracias al fallo del Tribunal de Bogotá y la contratación de la primera etapa, finalmente se iba a lograr el propósito, la falla de un eslabón, la compra de un lote que solo afectó el 5% de la obra, que complico el costosísimo esfuerzo. No solo quedaron muchas frustraciones en el camino sino dejo la duda sobre la causa de muerte de Jorge Enrique Pizano.    

Sigue a Las2orillas.co en Google News
-.
0
¿Por qué el gobernador Andrés Julián Rendón está vendiendo la Casa de Antioquia en Bogotá?

¿Por qué el gobernador Andrés Julián Rendón está vendiendo la Casa de Antioquia en Bogotá?

Nada detiene escándalo de las ollas comunitarias que ronda a senadora guajira Martha Peralta

Nada detiene escándalo de las ollas comunitarias que ronda a senadora guajira Martha Peralta

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
--Publicidad--