El virus que demostró nuestro egoísmo

"Ojalá los muertos sean puestos por quienes irresponsablemente actuaron y no por los pocos inocentes que sí nos hemos cuidado a nosotros mismos y a los demás"

Por: JUAN CARLOS ESPINEL
septiembre 18, 2020
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
El virus que demostró nuestro egoísmo

Pensé sinceramente que la pandemia actual iba a despertar los valores escondidos de la raza humana, pero fue al contrario. Al igual que Kierkegard y Heráclito, creo que mostró los verdaderos antivalores de los que estamos compuestos como especie.

Gobernantes que son literalmente ratas, aprovechados que sin escrúpulos pasaron atunes facturados hasta por $25.0000 (lata de 160 gramos), ministros de hacienda que intentaron donar (un préstamo cuando no tiene garantía real es casi una donación) 370 millones de dólares a una aerolínea que ni colombiana es (la misma que abusa de los pasajeros de Pasto y de Villavicencio, aprovechando su posición dominante en el mercado monopolístico de esas rutas y cobra sin pudor hasta dos millones de pesos por un vuelo de escasos minutos, ni que fuera a Bangkok, mientras no hay plata para los comerciantes informales y las pymes), alcaldesas que gastaron 10.000 millones en hospitales “de campaña” que jamás se han usado y ciudadanos desobedientes…

Esos son una manada de brutos ambulantes, distribuidores polifónicos del coronavirus y de miles de virus más, estúpidos como la grosera mujer arribista y engreída que trató mal a una policía en el sector de la 100 en Bogotá al principio de la cuarentena, diciéndole perra solo porque le hizo el justo comparendo por violar las normas sanitarias…

Y la lista sigue: tapabocas que se usan en el cuello, de pañoleta, o debajo del falo en que chistosamente se constituye la nariz descubierta por el adminículo, o de arete colgando en una sola oreja… gente que acuchilla a otro porque le reclama no usar tapabocas o barbijo al acercársele, esto sucedió también en Bogotá. Fiestas, rumbas y hasta cultos religiosos y misas semiclandestinas, como si matar infectando al hermano fuera lo que Dios quisiera.

Este es un país de cafres, con jóvenes universitarios masacrados en una sola noche en medio de una cuarentena que no se cumplía, y todo sigue tan "normal"... pero no solo este país… eso se puede decir en casi cualquier país del mundo… parranda de hijos de la Malinche casi todos los seres humanos. Si no es así, ¿por qué China calló lo que sabía iba a matar por millares?, ¿por qué Bolsonaro ni se inmuta ante la tragedia de su país?, ¿o el muñeco de sonrisa congelada que gobierna México ni se molesta en defender a su país de la agresiva contaminación infecciosa de los gringos, que aplican prohibiciones extensivas a los nacidos debajo del río Grande, pero permiten pasar a los miles de estadounidenses mexicanos, exportando no solo el virus sino la tragedia?

¿Y Duque? Bien gracias… día sin IVA irresponsablemente “planeado” … pasamos de 30.000 infectados a 600.000 en dos meses por ello en parte… bien gracias… mientras sus amigos disfrutan de la bonanza con fiscal a bordo, contralor en proa y procuradora a babor, en el mismo barco uribista, ¿cuándo podrá verse siquiera una investigación en contra del gobierno?

Por algo papá Uribe quiso (y logró) que le pasaran sus casos al fiscal Barbosa, burlándose legalmente de la persecución de la corte, que de paso sea dicho de justicia no tiene nada en este caso, pues se le notaba la perseguidora contra el expresidente.

Pero volvamos al ciudadano de a pie, pues como no ve que se le muere la mamá, el padre, el hijo o el hermano, ¡pues qué importa! Irresponsablemente no se lava las manos, no usa protección, va a orgías en moteles... como quien dice, mientras no sea conmigo, simplemente paso…

Pero paso a paso todo se paga: cuando muera usted o muera su mamita, su abuelita o, peor, su hija bebé, entonces aprenderemos todos ahora sí que los humanos somos como especie una carrataplada de garbimbas indolentes, de brutos que ni explicándoles las cosas y viendo la muerte alrededor se cuidan…

Y no soy resentido, por si alguien asomase a decirlo, soy profesional trabajador juicioso, enamorado de la vida y la familia, practicante de deporte diario y sin vicios ni líos, pero escribo esto por el coraje, la rabia, la ira que da ver tanta injusticia de los gobernantes y tanta irresponsabilidad de la gente común. Ojalá que este escrito conciencie a algunos y empiecen a tomar más en serio los valores del autocuidado y la solidaridad, la honestidad y la verdad. Tanta falta que hacen.

Ojalá que en la justicia divina, que es la única que no falla… o en la ley del karma y de la compensación, según la religión en que se mire, los muertos sean puestos por quienes irresponsablemente actuaron y no por los pocos inocentes que sí nos hemos cuidado a nosotros mismos y a los demás.

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

-.
0
2101

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
94 nuevos casos de contagio y 11 muertes más por coronavirus en Colombia

94 nuevos casos de contagio y 11 muertes más por coronavirus en Colombia

Nota Ciudadana
Dos Colombias y una pandemia

Dos Colombias y una pandemia

En redes
Destrozan a Daniel Quintero por reabrir aeropuertos en Medellín

Destrozan a Daniel Quintero por reabrir aeropuertos en Medellín

Nota Ciudadana
Los líderes públicos ante la pandemia mundial

Los líderes públicos ante la pandemia mundial