El desplante de Santos que toreó al Procurador

El desplante de Santos que toreó al Procurador

Por:
Agosto 03, 2016 | Foto: archivo www.laopinion.com.co

El procurador Alejandro Ordóñez y el presidente Juan Manuel Santos se mostraron los dientes, una vez más. El encontrón esta vez corrió por cuenta del extenso cuestionario que sobre el proceso de paz le dirigió al Presidente el jefe del ministerio Público. Sesenta preguntas que no cayeron nada bien en la Casa de Nariño: el mandatario decidió dejar en claro que el responsable de las políticas de paz es sólo él así que ni se tomó el trabajo de responderle a Ordóñez.

Delegó entonces a su secretario privado, Enrique Riveira, para responder a la extensa carta, respuesta que además iba cargada de veneno pues para la Presidencia la misiva no es más que un acto de proselitismo de Ordóñez. El Procurador acusó recibido del desplante con una serie de trinos en los que divulga las preguntas y le recuerda a Santos que, por ser el Presidente un servidor público, debe responder al espinoso cuestionario. La bronca está al rojo.

 

Publicidad
0
3911
Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Gilberto Toro, de Fedemunicipios, no quiere limpiar la contratación publica

Gilberto Toro, de Fedemunicipios, no quiere limpiar la contratación publica

El cambio de planes de Duque con el galeón San José saldrá carito

El cambio de planes de Duque con el galeón San José saldrá carito

Cambiazo del gobierno de Duque al Congreso

Cambiazo del gobierno de Duque al Congreso

Las incisivas palabras con que recibieron a Duque en el ETCR Simón Trinidad

Las incisivas palabras con que recibieron a Duque en el ETCR Simón Trinidad

La presencia de Pablo Catatumbo que incomodó al comisionado de paz

La presencia de Pablo Catatumbo que incomodó al comisionado de paz

Claudia Ortiz, la directora de la ADR, resultó ave de corto vuelo

Claudia Ortiz, la directora de la ADR, resultó ave de corto vuelo