"Duque, el candidato consistentemente inconsistente"

De acuerdo a esta perspectiva las posturas del candidato del CD son tan variables que el hecho mismo se ha convertido en un patrón

Por: Juan David Carvajal Jiménez
abril 26, 2018
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
Foto: Twitter @IvanDuque

Iván Duque se ufana de ser el candidato de la coherencia y consistencia, sin embargo, basta hacer un simple ejercicio de observación, análisis y lectura para darse cuenta de que dicha premisa es otra más de las falacias con las que pretende llegar a la presidencia.

Duque es el típico político que miente descaradamente, pero con convicción vehemente en sus propias mentiras hace que cualquier persona desprevenida termine creyéndole. Así como dice una cosa dice otra; así como afirma, niega; así como dice ser consistente es inconsistente.

Dosis mínima y consumo de sustancias psicotrópicas

En la actual campaña, el candidato afirma estar en contra del porte y despenalización de la dosis personal y sugiere sanción administrativa y lucha frontal contra el consumo individual de estupefacientes. Sin embargo, hace menos de seis meses fue aprobado en primer debate el proyecto de ley número 111 de 2017 Senado, 161 de 2016 Cámara, del cual es autor y el cual contempla, entre otras disposiciones, la determinación de la dosis de aprovisionamiento hasta en cinco veces el de la dosis mínima diaria, es decir, parte del hecho de la aceptación de la dosis mínima que hoy pretende negar. El proyecto de ley también contempla la implementación de salas de consumo controlado, en las cuales se incluye el otorgamiento de dosis y espacios para el uso de sustancias psicoactivas ilícitas e intercambio de jeringas.

Hoy dice que tras no haber sido posible llegar a un consenso al interior de la bancada del Centro Democrático alrededor de los centros de consumo controlado, han solicitado el archivamiento del proyecto. Inconsistente es ser autor de un proyecto de ley, hace seis meses defenderlo en el seno del Congreso y hoy pedir su archivamiento.

Fracking

Recientemente el candidato ha mostrado rotunda oposición a técnicas de explotación de hidrocarburos altamente lesivas para el medioambiente como el fracturamiento hidráulico o fracking. No obstante, en varios debates y foros como el foro del sector de hidrocarburos realizado en el marco de Expo Oil & Gas y organizado por Campetrol, o en el evento Colombia Genera organizado por la ANDI, el candidato aseguró que el fracking no se puede satanizar y que se debe buscar un mecanismo que permita hacer exploraciones usando esta técnica, ya que las reservas actuales del país tienen una vida promedio de entre cinco y siete años y las finanzas del estado colombiano están en gran parte soportadas en la explotación y comercialización de hidrocarburos. Es decir, fracking sí. Completamente inconsistente con su postura actual antifracking.

Matrimonio igualitario y adopción de parejas del mismo sexo

Duque siempre se mostró como un abanderado de las libertades sexuales y de la defensa de los derechos civiles y patrimoniales de las parejas del mismo sexo. Sin embargo, el Duque de campaña presidencial se muestra completamente conservador y respetuoso de la familia tradicional, es decir, el concepto estricto recogido en el artículo 42 de la Constitución. Cada vez que se le pregunta al respecto se limita a expresar que él respeta la familia en los términos del citado artículo. Dejando claro que no está de acuerdo con la adopción de parejas del mismo sexo, luego entonces no está de acuerdo con sus derechos civiles, los cuales abiertamente había reconocido y aprobado en el pasado.

Cabe resaltar que el artículo 42 de la Constitución trae una definición de familia que en principio acoge una única interpretación: familia heterosexual y monogámica. Sin embargo, el concepto amplio de familia ha sido desarrollado por la Corte Constitucional al extender los derechos de las familias conformadas por un hombre y una mujer a otras formas de familia tales como las conformadas por parejas del mismo sexo, padres solteros, madres solteras, familias ensambladas, entre otros.

Parece ser que el candidato Duque está cambiando sus convicciones ideológicas en razón del electorado que representan quienes lo apoyan y desconociendo los desarrollos jurisprudenciales de la Corte Constitucional.

Renovación política

Duque se muestra como la cara fresca de la política, la renovación que le hace falta al país para salir de sus viejas mañas y prácticas. Sin embargo, la columna vertebral de su andamiaje político está soportada en Álvaro Uribe Vélez, 65 años de edad y más de 40 años en política; Andrés Pastrana Arango, 63 años de edad y más de 30 años en política; Alejandro Ordóñez Maldonado, 62 años de edad y más de 30 años en política; Marta Lucía Ramírez, 63 años de edad y más de 15 años en política.

¿Qué clase de renovación puede ofrecer un candidato en cuyo equipo de trabajo el único joven e inexperto en mañas políticas es él?

Política de la legalidad y Estado social de derecho

Uno de los principios rectores de la candidatura de Iván Duque es la legalidad y el respeto por las instituciones. Sin embargo, plantea hacer fuertes reformas a la Constitución, entre ellas acabar con todas las altas cortes y eliminar alrededor de 100 congresistas.

Ha sido incapaz de referirse en términos jurídicos y legalistas a la posibilidad de que el expresidente Álvaro Uribe Vélez resulte culpable por cualquiera de las investigaciones que cursan en su contra. Para un legalista de pura cepa, la respuesta obligada ante un planteamiento como el anterior sería el respeto y acatamiento de los fallos judiciales cualquiera sea su naturaleza. Todo lo contrario ha sido su postura al respecto: ha dicho que tiene una fe ciega en el expresidente Uribe, al cual ha llegado a denominar “presidente eterno”. Es decir, pisotea el principio de legalidad frente a la reverencia y fe ciega hacia su mentor.

La mera aspiración del candidato Duque a la presidencia constituye una bofetada al principio de legalidad, si bien no es ilegal que él aspire, resulta evidente que su aspiración no es más que un artilugio para llevar al máximo poder ejecutivo al expresidente Álvaro Uribe, pasando así por encima de las restricciones constitucionales, legales y en general por encima de todo el Estado social democrático y de derecho que él afirma defender, y que eventualmente dirigiría. ¡Nada más inconsistente!

Por todo esto puedo decir: Duque, el candidato consistentemente inconsistente.

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

-Publicidad-
0
2838

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Iván Duque es el nuevo Presidente de Colombia con el 54 % de los votos

Iván Duque es el nuevo Presidente de Colombia con el 54 % de los votos

Nota Ciudadana
Duque, más falso que un dólar ruso

Duque, más falso que un dólar ruso

Nota Ciudadana
Iván Duque, marchemos para que termine la inercia social

Iván Duque, marchemos para que termine la inercia social

Llegó la hora de que el presidente Duque comience a hacer oposición

Llegó la hora de que el presidente Duque comience a hacer oposición