De la prudencia al miedo

"El silencio es cómplice y minimizador de catástrofes"

Por: Douglas Mora Urrea
julio 22, 2014
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
De la prudencia al miedo

El silencio que sigue guardando el gobierno y todos los congresistas santistas sobre la escalada explosivista contra carreteras, infraestructura petrolera, instalaciones policivas, fuentes de suministro de agua potable, miembros de las fuerzas armadas y policías y ciudadanos del común, no hace más que confirmar que lo que se negocia en la Habana no presagia nada bueno y además se tapa con el cuento de que lo que importa es la paz.

Más de treinta atentados en estos seis primeros meses del año contra los oleoductos. Miles de barriles de petróleo derramados para contaminar quebradas y ríos que suministran el agua necesaria para abastecer acueductos campesinos y riego de sembradíos de gente humilde sin la menor condena y, por el contrario, silencio cómplice y minimizador de las catástrofes.

Da vergüenza y también tristeza escuchar las declaraciones del ministro de minas, cuando le preguntan de quien fue el del atentado, y él contesta que Ecopetrol ya está arreglando el daño, confiando que será el último “incidente”.  Lo mismo sucede con el ministro de defensa, asegurando que las fuerzas militares y de policía no permitirán un solo nuevo “suceso”.

Y el gobierno, lanzando al vuelo las campanas porque los narcoterroristas aceptaron, con “benevolencia”, que las víctimas puedan asistir a las conversaciones en la Habana.

¿A qué hora perdimos el camino y la dignidad, para hacer esta entrega descastada y vergonzosa del país y sus gentes?.

Desde cuando el miedo es la condición inherente y no la postura erguida y digna, para enfrentemos lo que queramos resolver, y si es necesario, llegar a acuerdos que suspendan la confrontación y después, si hasta allí llegamos, la entrega de las armas, el cierre del negocio del narcotráfico, la devolución de miles de hectáreas robadas en el desplazamiento a sangre y fuego de más de cuatro millones de colombianos, la reparación de las víctimas y ni para que hablar de los cientos de miles de compatriotas que han perdido la vida en la violencia y nadie se las restablecerá.

Solo falta, en medio de este culto al miedo, que el gobierno declare día patrio cuando los narcos informen desde su refugio habanero, que “pedirán perdón” y asunto concluido.

Cuánto daríamos, como dice el poeta antioqueño, por no presenciar el vergonzoso eclipse.

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

-Publicidad-
0
698

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Nota Ciudadana

"Clara López se dejó enmermelar del gobierno Santos"

Nota Ciudadana
¡Y volvieron a las armas!

¡Y volvieron a las armas!

Y el periodismo, ¿no se trata de eso?

Nota Ciudadana
Farc no paran su carrera de extorsiones en el Putumayo, denuncian alcaldes

Farc no paran su carrera de extorsiones en el Putumayo, denuncian alcaldes