¿Cómo amaneció Cali?

"El estallido no lo maneja nadie, solo con salidas dialogadas se podrá apagar el incendio, que cada día coge más fuerza en los barrios"

Por: German Peña Cordoba
junio 11, 2021
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2orillas.
¿Cómo amaneció Cali?
Foto: Las2orillas

Hoy 11 de junio es el día número 45 del paro indefinido. ¿Llega a su fin el paro? ¡Amanecemos con esa sensación! Podrán morir las movilizaciones por un tiempo, pero las causas que las provocaron no, esas siguen intactas pendientes de su resurrección. Siguen ahí, incólumes, porque la indignación sigue y seguirá por siempre mientras el títere siga atornillado esperando órdenes superiores. Un curioso modelo de gobernar tenemos los colombianos: un "presidente" con jefe inmediato.

Los responsables de solucionar este estado de cosas macabras meten la cabeza en la arena para desconocer la realidad, pero dejan visible todo el cuerpo. Las causas siguen en su sitio y el inepto gobierno, que es el verdadero culpable de lo que sucede, esgrime su único recurso: negar. Negar la gran inconformidad existente y militarizar inconstitucionalmente.

En el barrio amanece, los gallos cantan, las barricadas se mantienen, y el hambre, el desempleo y la desesperanza cunden. Es la gasolina que alienta el estallido infernal. Vos jamás entenderás la situación si no visitás los barrios. Si esperas los noticieros, ellos cuentan su verdad, acomodan los hechos y lavan imágenes. El sesgo es evidente. La excepción la tenemos con José Alberto Tejada, Canal 2, un periodista íntegro y de contrainformación que anda de brazo con la verdad. La CIDH no se dejó ni engatusar, ni intimidar, ni engañar. Le mandaron el viajao, pero no mordió el anzuelo: escucha las partes, pero su prelación es la narrativa de las víctimas, no la del Estado negacionista.

Los verdaderos culpables de tal situación que vivimos son muy hábiles para enredar la gente y hacer aparecer culpables a los que no lo son. Los que no lo son resultan revictimizados por los que verdaderamente sí son: los pobres, doblemente victimizados... primero, por la pobreza y la falta de oportunidades, que los ha sumido en un 42.5 %; y segundo, por una sociedad desinformada, que deja que los noticieros piensen por ella, que no va al meollo de las cosas y los tilda con el facilismo vacuo y elemental: "vándalos".

Ya lo habíamos expresado: esto no es cualquier cosa pasajera, esto es un estallido social, esto es la guerra que con su voto regresaron y se les trasladó a las ciudades. ¿Nunca lo pensaron? Es un estallido que está fuera de control del inepto "presidente", incluso fuera de control, de los dirigentes del Comité Nacional del Paro. El estallido no lo maneja nadie, solo con salidas dialogadas se podrá apagar el incendio, que cada día coge más fuerza en los barrios.

Pero como el desgobierno pusilánime piensa en cuadriculado no agarra "el toro por los cuernos", no reconoce y solo piensa en los beneficios electorales que puede cosechar con el manejo calculado de la situación. En consecuencia, seguiremos así por un largo tiempo. Todo lo que procede de la caterva es perverso. Mientras tanto, siguen asesinando jóvenes todos los días.

Solo cuando los policías que junto con los manifestantes son un mismo pueblo caigan en cuenta de que son utilizados como su brazo armado por unas elites protervas e insensibles podremos presenciar una verdadera revolución. Cuando se escucha esta palabra muchos se espantan, no se trata de establecer una "dictadura del proletariado". La palabra revolución es satanizada y sometida a la estigmatización, quiero decir revolución entendida como volver a revolver, volver a barajar a reorganizar las cosas. ¡¡Esto sí es posible!!

-.
0
100
Supercoco entre las 5 empresas que más golosinas venden en Colombia

Supercoco entre las 5 empresas que más golosinas venden en Colombia

Un Lula enamorado está cerca de reconquistar la presidencia de Brasil

Un Lula enamorado está cerca de reconquistar la presidencia de Brasil

El homenaje de Francia Márquez y Aurora Vergara al cuadro del único presidente negro de Colombia

El homenaje de Francia Márquez y Aurora Vergara al cuadro del único presidente negro de Colombia

La casa del general Santander en Villa del Rosario (Cúcuta), un monumento que se cae en mil pedazos

La casa del general Santander en Villa del Rosario (Cúcuta), un monumento que se cae en mil pedazos

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus