Chocó, entre la parapolítica y la renovación política

El nuevo mapa político para elegir gobernador en el departamento tiene variaciones sustanciales dentro de la política tradicional dominante en el país

Por: José E. Mosquera
agosto 02, 2019
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
Chocó, entre la parapolítica y la renovación política
Foto: Twitter @Registraduria

Serán unas elecciones entre cinco candidatos que debaten sus aspiraciones entre la parapolítica, la renovación y la esperanza de cambio en un pueblo pobre y marginado.

El Partido Liberal busca seguir controlando el poder con una alianza heterogénea con el Partido Conservador, Verde, Colombia Justa y Libre, Mira y sectores importantes de las disidencias del movimiento de Integración Regional (MIR).

Su candidato es Ariel Palacios Calderón, un exitoso contador público, especializado en administración pública y en gerencia de salud. El exalcalde de Bojayá y exgerente de la EPS Barrios Unidos es un líder político con un carisma y una arrolladora personalidad que trasmite confianza y simpatía entre los chocoanos.

Es la cara amable de la nueva forma de hacer política en el Chocó. El nacido en Puerto Conto (Bojayá) es un hombre humilde forjado a pulso y tesón en una zona golpeada por la guerra y el narcotráfico. Es un auténtico hombre de provincia que encarna un cambio en la política centralista que domina el Chocó. De hecho, aspira a ser el primer gobernador electo del Darién chocoano, una región que desde que se creó el departamento ha tenido un solo gobernante oriundo de la zona.

Por su parte, el partido de la U en el Chocó se fracturó entre el candidato del clan de los Sánchez Montes de Oca, liderado por el excongresista Odín Sánchez Montes de Oca, la representante a la Cámara, Astrid Sánchez y su hermano, el exgobernador y aspirante de nuevo a la gobernación Patrocinio. Un personaje que buscó que el partido de la U avalara su aspiración, pero al negarle el aval se trasteó con toda su simbología de la corrupción al nuevo partido Alianza Democrática Afrocolombiana (ADA), un partido afro controlado en la sombra por los exsenadores condenados por la parapolítica, Luis Alberto Gil (conocido como el Tuerto Gil) y Juan Carlos Martínez Sinisterra.

El exgobernador Patrocinio es un abogado que simboliza la más auténtica expresión de la corrupción política en el Chocó. Cuenta con el respaldo de su hermano Odín, del excongresista Edgar Eulises Torres y otros políticos cuestionados por corrupción, una especie de selecto club de investigados y condenados por delitos contra la administración pública y nexos con el paramilitarismo y el narcotráfico. Es el auténtico político tradicional con ropaje de humildad pero experto en manipulaciones de los electores con dádivas a cambio de votos, un personaje enigmático y difícil de descifrar más allá de sus métodos nefastos de feriar los dineros públicos.

El partido de la U tiene como candidato a Luis Enrique Abadía García, un abogado de 38 años, especializado en derecho constitucional y magíster en derecho público y procesal de la Universidad Externado, exdefensor del Pueblo en el Chocó, exsecretario de Educación en el Chocó y exgerente de la Auditoría General de la Nación Antioquia y Chocó.

Cuenta con el respaldo del excongresista José Bernardo Flórez, el movimiento Alianza Social Indígena y de destacados líderes del MLP. Sin duda es el gran fenómeno político en esta coyuntura electoral en el Chocó. Un hombre inteligente y capaz, que representa la provincia marginada de la costa pacífica chocoana, región que también en 72 años de vida departamental ha tenido un solo gobernador. Es una figura política fresca que encarna renovación. Por eso es el que tiene la mejor proyección política en el futuro en el Chocó. Si logra ir hasta el final u obtener una votación importante va ser una de las figuras políticas que va a marcar la diferencia en la política chocoana en los próximos años. Es el único que gana perdiendo.

Nigeria Rentería Lozano es abogada, especializada en derecho administrativo de la Universidad Externado. Además, se desempeñó como exsecretaria general Alcaldía de Cali, exalta Consejera Presidencial para la Equidad de la Mujer y exnegociadora del gobierno en el acuerdo de paz en La Habana. Ella es una candidata que cuenta con el apoyo de Cambio Radical y los equipos políticos de la exalcaldesa Zulia Mena García, el exministro Luis Gilberto Murillo Urrutia y el representante a la Cámara Jhon Arley Murillo. Es la única mujer en la contienda, es carismática e irradia también frescura y cambio en la política regional. De hecho, es la aspirante que tiene mayor proyección e imagen nacional.

Finalmente, está Melecio Quinto Arias, un exmilitar y candidato del CD, que representa la más clara expresión de la ultraderecha colombiana que poca simpatía tiene en el electorado chocoano.

 

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

-Publicidad-
0
747

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus