Racismo e ideología (lea y luego critique)

Racismo e ideología (lea y luego critique)

Es tal nuestra ceguera que no atinamos a ver que lo maravilloso de la existencia es la posibilidad de unir colores de piel, ideas religiosas o diferentes opiniones

Por: Juan Carlos Camacho Castellanos
mayo 25, 2023
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2orillas.
Racismo e ideología (lea y luego critique)

“Voy a dejar de llamarte “hombre blanco” y te pediré que dejes de llamarme “hombre negro”.
Morgan Freeman

Nuestra vicepresidenta llegó a decirnos que “de malas” y que ella desde su alto cargo puede disfrutar de los privilegios que las “elites” políticas y económicas les negaron a las personas afrodescendientes después de esclavizarlos y que esto, por supuesto, es parte de la deuda histórica de nosotros los “blanquitos ricos” con aquellos que fueron pisoteados por los fascistas que han gobernado Colombia por un poco más de doscientos años.

Y ya estarán, por supuesto, “teclado en ristre” los petromaniacos y fuerzas progresistas para tildar este espacio de opinión de racista, para comparar a este escribidor con los peores representantes de la supremacía aria o el más rancio movimiento sudista norteamericano. Pero sin entender lo que implica usar esta temática para generar una mayor distancia entre los ciudadanos de una nación cuando se habla de discriminación y se promueve una ideología de las minorías (hoy podemos hablar de religión de género, de aspectos de imposición del lenguaje inclusivo y de imposición de la nueva filosofía climática).

Es así que, en Estados Unidos, en una ola de racismo inverso brutal, se vieron casos como los agentes de policía que se arrodillaron para pedir perdón luego del brutal asesinato de George Floyd y que luego se volvería una costumbre, sin entender que humillarse, seas del color de piel que seas, implica una contradicción frente al discurso de la verdadera igualdad; es más, el que debería pedir perdón de rodillas, de ser el caso, es el que cometió la falta y no toda una sociedad que, aun teniendo responsabilidad frente a la injusticia, no es, por supuesto, responsable de acciones individuales o grupales del pasado remoto o del inmediato presente

Hoy el discurso racista es una forma de seguir atizando el odio; las declaraciones de la vicepresidenta viajera (y esto no es racismo porque todos los que han gobernado se han decantado por el turismo político a costa de los contribuyentes) solo avivan un discurso ya de por si repugnante y absurdo que surge de una total ignorancia de aquellos que consideran que la pigmentación de la epidermis es una medida que permite colocar a un ser humano sobre otro.

Es tal nuestra ceguera que no atinamos a ver que lo maravilloso de la existencia es la posibilidad de unir colores de piel, ideas religiosas o diferencias de opiniones sin imponerlas por ley o distinguiendo “minorías” que más allá del discurso embrutecedor de los ultras derechistas o ultraizquierdistas van en contravía de la verdadera Libertad.

En la historia se han destacado personas de pigmentación cutánea distinta a la de otros como el gran novelista Alexandre Dumas Davy de la Pailleterie (1802 -1870), el gran estadista y líder norteamericano Martin Luther King (1957 - 1968), el adalid de la unificación surafricana Nelson Mandela (1918 – 2013), y, si desean, pueden visitar este blog:

http://historiapersonajesafro.blogspot.com/ para conocer una cantidad inmensa de líderes de piel negra que han destacado y se destacan en Colombia por sus aportes a nivel nacional e internacional.

Y así como hay mujeres notables, homosexuales y lesbianas que se destacan, personas con diferencias apreciables que han sobresalido en la historia aun hoy seguimos enfrentándonos por temas que no son importantes; llegan entonces los cultores ideológicos minoritarios que desean imponer caprichos y odios como derechos; si usted dice “negro” es un racista (pero no lo es si alude desde su negritud o desde el discurso segregacionista al hablar de “blanquitos” ricos), si intenta explicarle a alguien que decir “abogade” no lo hace un mejor profesional y solo implica un uso absurdo del lenguaje por puro deseo lo destrozan en las redes sociales; si critica a un individuo que mantiene relaciones íntimas con una muñeca de trapo lo acusan de intolerante; si abomina de la pedofilia lo descuartizan acusándole de ser enemigo de la diversidad; si establece que solo hay dos géneros lo anatemizan y lo expulsan del seno de la sociedad al tildarlo de cultor del odio; en fin, que si usted solo afirma que la ciencia y el sentido común lo guían, de una vez lo condenan al ostracismo y puede terminar sin empleo, sin amigos y sin derecho a expresarse mientras los progres cantan y bailan bajo las banderas multicolores de lo políticamente correcto.

Con la estupidez total hemos topado querido Sancho, parafraseando al genial Cervantes. Y, claro, los que no leerán este artículo con mente abierta o, incluso, solo lo criticaran por la imagen o título que lo acompañan, se “desgañitarán” con insultos escritos (fascista, derechista, racista, uribista, nazi, etc.), se expresaran con emoticones burlones o de rabia, evitando, por supuesto argumentar o establecer una sólida posición de su punto de vista y mostraran su patente intolerancia frente a aquellos que no comulgamos con sus ideas; y, así,  seguirán fomentando la verdadera intransigencia y no descansaran hasta imponer la ley de las minorías que terminara destrozando la libre expresión y nos obligará a callar para no ser anulados social y políticamente.

Sigue a Las2orillas.co en Google News
-.
0
Nota Ciudadana
¿Por qué en la presentación de Falcao se revela la hipocresía de la sociedad colombiana?

¿Por qué en la presentación de Falcao se revela la hipocresía de la sociedad colombiana?

Nota Ciudadana
El imposible moderno: en búsqueda del tiempo libre

El imposible moderno: en búsqueda del tiempo libre

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
--Publicidad--