RCN y CARACOL, la mediocridad del país

RCN y CARACOL, la mediocridad del país

Por: Fabio Andrés Olarte Artunduaga
junio 05, 2014
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2orillas.
RCN y CARACOL, la mediocridad del país

Hablar de la desinformación que durante años han buscado  emitir al pueblo colombiano estos gigantes es como seguir hablando de los vínculos de dineros del narcotráfico en elecciones presidenciales del país o comentar sobre los culpables del asesinato de Jaime Garzón: Tratar de mostrarle al pueblo algo que, claramente, no quiere ver. De esta forma, me parece, que los que no tenemos los ojos tapados en el país, debemos realizar acciones en contra de estos medios de comunicación.

El poder de los dos grandes medios, como todos los poderes, se mantiene gracias a la aceptación, de dominio, del sujeto sobre quién se ejerce ese poder. En este caso Colombia. De hecho, muchos de nosotros, quienes sabemos del terrible daño que hacen estos canales al país, en ocasiones, podemos incurrir en la falta de congruencia y vemos a la "caja boba" cuando la señal está en alguno de estos dos canales.

Hacer memoria en cuanto a la maligna influencia de estos medios en el país no resulta tan complejo. Manipulan encuestas, apoyando así el síndrome del voto perdido, para lograr dejar la carrera a la presidencia, hace años, entre dos candidatos que en muchos casos no son la mejor opción para Colombia. Como el caso actual. Invisibilizan problemas sociales, económicos, políticos y culturales del país de manera constante. Sin ir más lejos, el año pasado dejaron de "evidenciar" los graves abusos de la fuerza pública en Boyacá durante el Paro Nacional Agrario; este año presentaban dos minutos del grave problema ecológico en Casanare y 35 de farándula; no hacen un seguimiento importante a las leyes que se promulgan en el congreso. Así podríamos pasar horas hablando de la manipulación de la información que ellos practican diariamente en la mente del colombiano promedio quién admira más a Laura Acuña que al Dr. Llinas.

La grilla de programación de estos canales es una evidencia de por qué Colombia obtiene deficientes resultados en el campo educativo a nivel internacional. Telenovelas, concursos para gente que no conoce el significado de la palabra "dignidad", películas mediocres, pocos programas de investigación, etc. Son parte de las opciones que un colombiano, tiene para elegir entre estos dos canales ¿Qué tiene qué ver eso con la educación, Andrés? Me podrá decir alguno. La respuesta es simple. No creo que tenga un pensamiento demasiado crítico un fiel seguidor de una telenovela de Marbelle o de "El desafío". De hecho, esos programas para gente "preocupada" por el país e inteligentísima como "Especiales Pirry" no son más que una cortina de humo ¿Creen ustedes que si lo que "revela" Pirry es tan grave  RCN permitiría su presentación a la teleaudiencia? Yo, no me dejo meter los dedos a la boca.

En suma, me parece importante empezar a expresar nuestro repudio a la calidad de la televisión colombiana. No podemos aspirar a cambiar el país cuando uno de los programas más vistos se llama "El lavadero". Quienes no creemos en estos monstruos de la mentira, debemos pasar este mensaje a nuestros familiares y amigos, exponiendo con argumentos las razones por las cuales merecemos medios de comunicación imparciales. Me encantaría ver la cara de los dueños de al menos uno de estos imperios si algún día todo el país hace una protesta y decide no ver su canal durante 24 horas continuas. Sería interesante organizar un plantón en frente de uno de estos medios, exigiendo más programas de investigación, proyección de muestras culturales e inclusión de comunidades alejadas de la capital del país. Llegó el momento de decir basta y hacer real una protesta en lo que sería el "Día anti Caracol y RCN". Dejemos de sintonizar en nuestros televisores los días 10 de cada mes estos canales que aportan significativamente al estancamiento del país en temas de consciencia ¿Qué tal si en lugar de ver Día a Día, pasáramos esas horas leyendo a Gabo, por ejemplo? Juntos podemos poner contra las cuerdas a las dos más grandes medios del país, solamente, debemos empezar a tener una verdadera revolución de las ideas y de las acciones.

#DESPIERTACOLOMBIA.
Twitter: @andresolarte
Facebook: facebook.com/olarteandres
Gmail: andresolartea

Sigue a Las2orillas.co en Google News
-.
0
Nota Ciudadana
¿Invisibilidad estadística?: El DANE y la deuda de un conteo real de la población afro en Colombia

¿Invisibilidad estadística?: El DANE y la deuda de un conteo real de la población afro en Colombia

Nota Ciudadana
Desprestigio: el precio que Petro debe pagar por cumplir su palabra

Desprestigio: el precio que Petro debe pagar por cumplir su palabra

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
--Publicidad--