No hay corrupción que dure cien años ni país que lo resista

No hay corrupción que dure cien años ni país que lo resista

Aunque son diarios los casos de quienes cometen trampas e inmoralidades contra la sociedad y las instituciones, esas faltas tarde o temprano se pagan

Por: Ramiro Rueda Bueno
octubre 27, 2021
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2orillas.
No hay corrupción que dure cien años ni país que lo resista
Foto: Pixabay

Últimamente, casi cada semana nuevas personalidades de las instituciones o las agremiaciones son cuestionadas o procesadas por cometer abusos contra la sociedad en distintas instancias, públicas y/o privadas. ¿Qué hicieron? Presas del egoísmo y del torbellino de la ambición por los negocios, el dinero, el poder y el éxito, despreciando los valores éticos, confundieron y confunden aún, lo que es verdaderamente suyo con lo que realmente le pertenece a la sociedad. Priorizaron el interés individual y personal sobre el interés y el beneficio general.

Muchos los consideraban honestos, incluso ellos mismos creían y creen serlo. Pero llega el día y la hora en que la sociedad y la justicia se inmiscuyen en sus conductas exigiéndoles cuentas de su comportamiento y todo cambia. Al principio, se defienden, claman su inocencia y aún acusan a quienes cuestionan sus actuaciones públicas y privadas. Sin embargo, los hechos son tozudos y les obliga a bajar el tono y permitir registrar sus oficinas, sus actos y hasta sus conciencias.

Luego viene el juicio y la vergüenza, aunque la gran mayoría cínicos profesionales, no la tienen, y si la tienen, se inicia la destrucción de esa hermosa fachada porque todo el mundo conoce la verdad. Ayer se envidiaba y se anhelaba compartir y socializar con esa gente, hoy esperamos se les menosprecie y se les castigue socialmente.

Ante el tribunal de la sociedad, la vida de cada uno de estos seres humanos públicos y/o privados, se pondrá y quedará al descubierto. Hoy es frecuente vivir de apariencias, tratando de engañar a los demás incluso a sus agremiados y/o dirigidos. Pero la justicia pronto develará y revelará toda la verdad, que no les permitirá levantar cabeza ante la sociedad a pesar de que lo intenten.
El peso de sus conciencias que más temprano que tarde escudriñara sus pensamientos, a pesar de su cara dura, no se lo permitirán. Espero que la sociedad tampoco, que recupere su dignidad y castigue a todos aquellos quienes han traicionada su confianza.

Todos estamos de acuerdo en que nos conviene vivir en armonía, amándonos, respetándonos y ayudándonos unos a otros sin ventajas, con humildad y transparencia, respetando los derechos y asumiendo la responsabilidad de los deberes que demanda la búsqueda del beneficio general para nuestra sociedad.

Las pasiones, la ambición, el egoísmo, la corrupción y la soberbia, que ha alzado individuos contra individuos, dirigentes contra dirigidos, familias contra familias, vecinos contra vecinos, socios contra socios, clases contra clases y naciones contra naciones, que han sido y siguen siendo el motor de la violencia que no se detiene y que nos afecta a unos y otros, nunca más deben ser oídas, alimentadas y alcahueteadas en nuestro país y en nuestras organizaciones.

Es necesario que los buenos, que somos más, actuemos con dignidad para recuperar esa sana sociedad en la que nos merecemos vivir y que tenemos que heredar a nuestras futuras generaciones con un entorno sostenible social, económica y medio ambientalmente y con una conciencia limpia y una conducta ejemplar.

Sigue a Las2orillas.co en Google News
-.
0
Nota Ciudadana
En el Caribe comes o pagas energía

En el Caribe comes o pagas energía

Nota Ciudadana
Rosario Tijeras, 25 años: la 'femme fatal' de nuestra literatura y cine nacional

Rosario Tijeras, 25 años: la 'femme fatal' de nuestra literatura y cine nacional

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
--Publicidad--