De Blackfriday, Cibermonday y otras mondás… colombianos y sus deudas
Opinión

De Blackfriday, Cibermonday y otras mondás… colombianos y sus deudas

¿Endeudarse está bien? Qué no comprar con deudas y qué sí, cuándo y cómo hacerlo para no morir en el intento

Por:
noviembre 25, 2023
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2orillas.

El viernes negro​ o Black Friday es un día después del Día de Acción de Gracias en EE.UU., una festividad consumista extendida por todo el mundo. Lo que no se vende en esta fecha con descuento, se rebaja aún más en el Cybermonday por internet (el lunes que viene).

Hay quienes sostienen que el curioso nombre proviene de la venta de afrodescendientes esclavizados en EE.UU. un día después de darle gracias a Dios (Día de Acción de Gracias o Thanksgiving)…Otros, que proviene de la caída del oro el viernes 24 de septiembre de 1869 en Wall Street, y con ello la consiguiente rebaja de todo lo que era respaldado por este metal precioso, o sea, de todo.

De cualquier manera, me gustaría reflexionar sobre qué comprar y qué no comprar en estas festividades.

¿ENDEUDARSE ESTÁ BIEN?

Solo si es para hacer más dinero o para mejorar ostensiblemente la calidad de vida que de otra manera no se podría mejorar.

¿QUÉ NO COMPRAR CON DEUDAS?

1. Carros. Siempre se termina pagando hasta más del 200 % del vehículo. Y resultará más barato movilizarse incluso en Uber Black (ver fuente). Los carros casi siempre se deprecian. Lo mejor es comprar una edición especial o un vehículo cuyos repuestos no sean costosos y esté en el ranking de los más vendidos. Si compra un carro suntuoso, haga cuentas de lo que costará cambiarle la batería de litio (si es eléctrico), las pastillas de frenos, plumillas y hacerle cambio de aceite.

2. Joyas. Relojes. Accesorios. Todo esto está bien para sentirnos más felices con nuestra apariencia personal, pero esa felicidad dura poco. A veces es importante sentir que podemos comprar muchas cosas superfluas para darnos cuenta al tenerlas, que no las necesitamos. Los relojes más caros también tienen unos mantenimientos muy costosos. Cambiar una pila suele ser cobrado de acuerdo al reloj. Son mejores en cualquier caso los automáticos que no tienen ese problema. No compre nada que tenga pilas cuyo litio se agota y no tiene reemplazo de batería: Cojines masajeadores recargables, airpods, gafas con reproductor incorporado. Si quiere algo de eso, lo barato no sale tan caro.

3. Regalos. La gente es brevemente feliz con ellos, pero las más de las veces no lo agradece. Jamás hay que comprar regalos con endeudamiento. Los regalos solo de acuerdo a las posibilidades y sin perjudicarse a sí mismo.

4. Seguros. Tarjetas como la Falabella sirven para el seguro todo riesgo, pero sus intereses y cuota de manejo están considerados de los más altos del mercado bancario. El seguro lo mejor es pagarlo de un solo golpe y con débito. Lo que sacan de este endeudamiento mes a mes es una barbaridad.

5. Consolas, videojuegos. No suman en nada. Invierta el tiempo mejor meditando, leyendo un buen libro, viajando, haciendo ejercicio o produciendo.

¿CUÁNDO ENDEUDARSE?

Endeudarse puede ayudar a mejorar la capacidad crediticia (siempre y cuando tenga la plena seguridad de que podrá pagar con comodidad).

Tener una tarjeta de crédito que no se usa, puede disminuir su puntaje en centrales de riesgo. Hay que usarla si se tiene. De lo contrario, si la emplea para “emergencias” y nunca la saca de la billetera puede ser perjudicial.

Las tarjetas de crédito no se buscan. Cuando usted la solicita normalmente las tasas de interés son altísimas. Es de vital importancia renegociar las tasas de interés si ya son altas o salirse y adquirir una que no tenga cuota de manejo y sus tasas sean ojalá inferiores al 0.5%. Se consiguen desde el 0.2% cuando el banco se la ofrece directamente por su buen comportamiento crediticio. Casi todas estas sirven para acumular puntos e incluso obtener millas y tiquetes aéreos.

¿QUÉ COMPRAR A CRÉDITO?

1. Bienes inmuebles que sean una ganga. Pero recuerde que los bancos no hacen favores, hacen negocios. Así que si las tasas son muy altas o usted ha sacado el crédito a un muy largo plazo (lo cual no es bueno), debe procurar pagar cuanto antes. En ocasiones hay que vender el inmueble rápidamente para lograr eso y sacar alguna rentabilidad. Este ejercicio se puede hacer varias veces en la vida para poder multiplicar el dinero de este negocio. Si no lo sabe hacer o está muy amañado con el bien adquirido, hay que pagarlo rápidamente o los intereses lo harán pagar muy caro. Si el ejercicio se hace bien unas diez veces, logrará tener la casa de sus sueños …con el predial de sus pesadillas.

2. Bienes que garanticen una mejora notable en la calidad de vida como un buen colchón, son fundamentales. Si no puede pagarlo con su pequeño sueldo de un solo golpe, endéudese si la cuota es moderada y ojalá en fechas de descuentos. Los colchones son la calidad de sueño y la calidad de sueño es calidad de vida. Estos pueden bajar hasta un 60 % en esas fechas y son una mejora importante en la cotidianidad que redunda en productividad. Otros bienes que deben ser óptimos, incluso si sus condiciones laborales son malas: Sanitario (fundamental), la ducha, la cocina, la vajilla, el comedor y unos zapatos ergonómicos.

No recomiendo usar tarjetas como Falabella si no están remodelando la casa, que es apenas útil para compras en Home Center, pero si su monto es bajo, tampoco tiene sentido tenerla.

La Éxito es calamitosa. Bancolombia tiene unas con tasas altísimas. Davivienda es la peor en mi opinión subjetiva y salirse a veces implica sufrir mucho más de lo imaginado.

3. Emprendimientos seguros. Remodelar un apartamento viejo para arrendarlo o tumbar una casa vieja para organizar un estacionamiento. Conquistar una viuda rica que le gusten los feos. Comprar una máquina de cremas para ponerla junto a la funeraria en época de guerra y llamarla “El Crematorio”… cualquier cosa que pueda pagar rápidamente con sus ingresos fijos, le dé plata legal con celeridad y pueda duplicar en un año y medio su inversión.

Si tiene unos pesos de más o tiene una capacidad crediticia que puede pagar, invierta en felicidad duradera, no en vainas suntuosas. Cama con colchón ortopédico antes que relojes y joyas; sanitarios nuevos y limpios, antes que accesorios caros o ropa de marca; zapatos ergonómicos antes que pensar en la corbata Ferragamo o la cartera que Mario Hernández le copiará a Jimmy Choo para venderla más cara y más loba; la cocina decente, antes que implantes ramplones de silicona. Comodidad, higiene y salud son hasta cierto punto sinónimos, y todos redundan en estabilidad psicológica y progreso económico. Lo demás es normalmente una imposición cultural que lo puede endeudar y generar más sufrimientos que satisfacciones genuinas, sobre todo al momento de pagar.

Sean generosos solo si pueden serlo. Si se puede ser creativo, aún mejor. Nada de deudas con bancos o con el gota a gota. Y antes de comprar cualquier cosa, recuerde la frase atribuida al actor Will Smith:

“Gastamos dinero que no tenemos, en cosas que no necesitamos, para impresionar gente a la cual no le importamos”.

Said so.

[email protected]

Sigue a Las2orillas.co en Google News
-.
0
¿Para cuándo un nuevo fiscal de bolsillo? La ausencia de pesos y contrapesos

¿Para cuándo un nuevo fiscal de bolsillo? La ausencia de pesos y contrapesos

El presidente de Portugal pide revisión constitucional para conceder nacionalidad a sefarditas

El presidente de Portugal pide revisión constitucional para conceder nacionalidad a sefarditas

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus