¿Quiénes quieren la paz en la guerra de Ucrania?
Opinión

¿Quiénes quieren la paz en la guerra de Ucrania?

Más allá de las razones geopolíticas y el tema ‘humanitario’, lo que realmente mueve la guerra son las estructuras y el funcionamiento de las economías

Por:
junio 14, 2023
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2orillas.

La pregunta es una forma de medir las posibilidades de que esta se logre.

Tres dimensiones influyen sobre este tema: la geopolítica, el tema humanitario y los intereses económicos.

Los aspectos geopolíticos son claros: es una confrontación entre ‘Occidente’ y Rusia (no Putin) donde ningún actor quiere sufrir una derrota ni perder el estatus en el que se encuentra como potencia; pero dentro de un escenario en el que la hegemonía americana como único superpoder se ha diluido y solo guarda ese nivel de superioridad en el campo militar.

En lo humanitario, los enfrentamientos durante la guerra fría y posteriores muestran que tanto Rusia como los Estados Unidos aparecen en cuanto enfrentamiento surge en cualquier parte del mundo sin mayor consideración respecto a lo que implica su participación en esas guerras para la población que las sufre. Mucha retórica y declaraciones altisonantes, pero poca consideración a los costos de la victoria que desean alcanzar. En particular la visión de que lo humanitario se identifica con los derechos humanos como los define la cultura occidental y con el modelo de democracia que busca imponer la nación americana acaban siendo más un pretexto para violarlos o para desconocer cualquier otra visión al respecto.

Pero si las consideraciones geopolíticas motivan a los líderes y lo ‘humanitario’ preocupa a la opinión pública, lo que realmente mueve el mundo – y en este caso la guerra- son las estructuras y funcionamiento de las economías, con sus principales motores, la producción y comercio de armas; seguido de los alimentos -en especial los granos-; y luego los combustibles fósiles y sus derivados en fertilizantes.

Estos tres rubros sufrieron una gran sacudida con el inicio de la guerra, lo cual se reflejó en desórdenes en la economía mundial con alzas de precios, altas inflaciones, perturbaciones en el transporte y los mercados, etc. Pero, pasado casi año y medio desde entonces, los diferentes actores se han adaptado a la nueva situación.


Pasado casi año y medio desde el inicio de la guerra, los diferentes actores se han adaptado a la nueva situación


La industria de armanmentos no solo es la mayor de la economía americana, sino la que les permitió ganar las dos guerras mundiales y la escendencia que desde entonces tienen sobre sus aliados europeos. Es además a través de ella que se desarrollan los principales avances tecnológicos que también les dan la delantera sobre el resto del mundo. La guerra de Ucrania (más que cualquiera de las muchas que apoya en el planeta) les ayuda a utilizar el potencial que esta tiene. El compromiso de suministrar a sus aliados de la OTAN todas las armas que envíen en apoyo de Ucrania les permite adelantar sin riesgo alguno la guerra por doble intermediación (las armas vía miembros de la OTAN; y territorio y población Ucraniana), y a los países europeos sacudirse de los inventarios acumulados durante los años posteriores a la Segunda Guerra Mundial –rque nunca han usado-, y reemplazarlos a un costo cero por lo último en esa materia.

Las fuentes de energía son determinantes para quienes participan de la guerra. Las diferentes crisis del petróleo llevaron a que los Estados Unidos que hace 20 años era el principal importador del mundo se reestructurara (con algunas guerras de por medio) y abandonara la dependencia de otros productores como Irak, Irán, o Venezuela, aumentara sus reservas estratégicas, desarrollara la tecnología y la explotación del fracking, y terminara siendo exportador potencial. La guerra lo convirtió en el abastecedor de gas líquido para Europa remplazando lo que perdieron por la suspensión del suministro de Rusia. Rusia a su turno sustituyó el rol de esos exportadores y se convirtió en el mayor del mundo creando la dependencia de su economía de este rubro.

Con la disminución de las cosechas de granos en Ucrania – y algo con el boicot de los de Rusia – la oferta mundial de alimentos se redujo. Debido al cambio en la oferta de fertilizantes, la baja de la producción en general en los países autosuficientes les abrió un mercado ampliado a los países con posible expansión en la producción. El principal los Estados Unidos, pero también la pampa argentina y boliviana, y en Brasil el ‘cerrado’ y la deforestación ‘colonizadora’ que se ha venido incrementando.

Lo que sufren por la guerra tienen como contraparte los que de ella se benefician. El discurrir de la confrontación y sus efectos en los tres campos han sido perjudiciales para los países africanos y en menor medida para los asiáticos y latinoamericanos. Como no tienen ninguna incidencia en la confrontación, sus eventuales simpatías (que se supone que tienen) poco cuentan para la búsqueda o no de la paz. Como poco cuenta el deseo o no de los ucranianos.

Sigue a Las2orillas.co en Google News
-.
0
Mayor, viejo o anciano

Mayor, viejo o anciano

La mentira no engaña, pero acaba escondiendo la realidad

La mentira no engaña, pero acaba escondiendo la realidad

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
--Publicidad--