¿Cómo Ingrid Betancourt logró que el difunto Verde Oxígeno volviera a pesar en la política colombiana?

Después de años de silencio logró que el partido que fundó en 1998 se volviera una variable clave en la balanza de la Coalición de la Esperanza

Por:
diciembre 15, 2021
¿Cómo Ingrid Betancourt logró que el difunto Verde Oxígeno volviera a pesar en la política colombiana?

En 1994, una Ingrid Betancourt de 33 años repartía condones en cada esquina del centro de Bogotá, no como método anticonceptivo sino para blindarse contra la clase dirigente a la que definía como el sida de la sociedad. Había llegado hacía poco al país después de graduarse de ciencia política en el Instituto de Estudios Políticos de París, acababa de divorciarse después de 10 años de matrimonio y aspiraba a llegar a la Cámara de Representantes con el Partido Liberal.

Su discurso contra la corrupción y acciones ganó el suficiente reconocimiento y logró casi 16 mil votos. En compañía de otros congresistas liberales como Carlos Alonso Lucio, Guillermo Martínez y Paulina Espinosa, conformaron una alianza que fue bautizada como los Cuatro Mosqueteros. Su primera denuncia fue contra el Ejército por una compra que hicieron de fusiles Galil, una transacción irregular. En tiempos en los que no se contemplaban los diálogos con grupos al margen de la ley, los Cuatro Mosqueteros entablaron canales de comunicación con capos del narcotráfico, como los hermanos Rodríguez Orejuela, paramilitares y guerrilla. Todo bajo la voluntad de llegar a un consenso de paz.

Sin embargo, los cuatro mosqueteros no perdurarían en el tiempo. Cuando estalló el Proceso 8.000 por la entrada de dineros del narcotráfico a la campaña de Ernesto Samper se dividieron. Ingrid, que había apoyado la candidatura de Samper, se convirtió en la gran contradictoria, mientras que Carlos Alonso Lucio mantuvo su apoyó. Ingrid y Guillermo Martínez, ahora solo dos mosqueteros, hicieron una huelga de hambre en pleno Congreso cuando la comisión que lo investigaba lo absolvió a Samper. La entonces representante renunció a las toldas rojas y les gritó a sus antiguos camaradas que eran un club de mafiosos.

Decepcionada por lo que era el Partido Liberal, su fugaz unión al partido Liberal, fundó el movimiento Oxígeno Liberal en 1997, también conocido como Verde Oxígeno, que nació como un semillero independiente de ideales liberales que pelearían de frente contra la corrupción –una idea que tuvo la influencia del asesinado Luis Carlos Galán, quien en su momento también fundó el Nuevo Liberalismo como disidencia del partido–. Querían devolverle la confianza a los colombianos, lucharían por la justicia social y apostarían a la preservación del medio ambiente.

Con el lema Ingrid al Congreso con su Oxígeno se lanzó al Senado con su nuevo partido y a sus 36 años arrasó logrando un resultado histórico: 150 mil votos, la más alta, aunque aspiraba a alcanzar 200 mil votos. La segunda en la lista por Verde Oxígeno era la periodista y escritora Margarita Londoño (q.e.p.d), candidata a la alcaldía de Cali durante dos ocasiones y quien logró llegar al Senado de la mano de Ingrid. El tercer reglón fue Carlos Arturo Ángel Arango (q.e.p.d), conocido como el Mono Ángel. Habían nacido los nuevos cuatro mosqueteros.

Ingrid Betancourt como representante a la Cámara (1994)

Pero su destino no fue muy distinto al de los primeros mosqueteros. Al poco tiempo de llegar al Senado, Ingrid tuvo fuertes roces con Margarita Londoño, e inclusive le pidió la curul que aseguró había conseguido gracias a ella y su partido, pero la caleña se rehusó a entregársela considerando que la consiguió por mérito propio. La manzana de la discordia fue la Reforma Política del recién electo presidente Andrés Pastrana, su proyecto insignia de gobierno. Margarita Londoño apoyaba la reforma mientras Ingrid la condenó. Londoño terminó renunciando al Senado antes de culminar su periodo al igual que hizo Ingrid Betancourt en 1999, no sin antes tildar al Congreso de ser un nido de ratas. En 2001, tras un corto receso de la política, Ingrid se lanzó a la presidencia por Verde Oxígeno, que había logrado dos alcaldías, una en Boyacá y la de Néstor León Ramírez en San Vicente del Caguán.

Días antes de su secuestro, Ingrid se había reunido con líderes de la guerrillera

En febrero de 2002, pocos días después de que Pastrana anunciara la retoma de la zona de distensión del Caguán, Ingrid Betancourt decidió irse para la región para reunirse con el alcalde Ramírez y estar en el acto en el que el presidente oficializaba la presencia del ejército nuevamente. Betancourt viajó con su fórmula vicepresidencial, Clara Rojas, pero rumbo a San Vicente, fue secuestrada por las Farc.

Aunque estuvo en cautiverio durante las elecciones presidenciales en 2002, su nombre no fue eliminado del tarjetón y consiguió 50 mil votos simbólicos. Pese a los intentos de su mamá, Yolanda Pulecio, y su esposo, Juan Carlos Lecompte, por no perder la personería jurídica de Verde Oxígeno, el Consejo Nacional Electoral (CNE) se las quitó en 2004.

Cuando Ingrid Betancourt recuperó su libertad en 2008, el partido Verde Opción Centro –hoy conocido como Alianza Verde- fundado por Carlos Ramón González y Néstor Daniel García le ofreció la presidencia del partido ante la desaparición de Verde Oxígeno, pero a Ingrid no le interesaba la política; armó sus maletas y se fue a vivir a Francia.

No sería sino hasta el 2021 cuando Ingrid Betancourt decidió pelear por recuperar la personería jurídica de su partido. El fallo de la Corte Constitucional que le dio vida nuevamente al Nuevo Liberalismo, le abrió las puertas a todos los partidos que desaparecieron por culpa de la violencia política; Verde Oxígeno era uno de los casos.

Estando en el exterior, los líderes de la Coalición Centro Esperanza la buscaron para ayudar a articular la alianza. Aunque no aspirará al Congreso, el exnegociador de Paz, Humberto De La Calle, encabezará la lista de la coalición al Senado con el aval de Verde Oxígeno. En la lista también está Donaldo González, quien en 1998 fue miembro del comité en Barranquilla de Verde Oxígeno; el empresario Roberto Saer Daccarret, coordinador de Compromiso Ciudadano de Sergio Fajardo –quien también podría recibir el aval de Ingrid Betancourt para las elecciones presidenciales en 2022–, además del coordinador de este movimiento en Quindío, Daniel Mauricio Zarta; el historiador y exconcejal de Bogotá, Juan Carlos Flórez; el compañero de cautiverio de Ingrid y expolicía Jhon Fran Pinchao; el consultor organizacional y coach, Manuel Darío Carvajal; José Eduardo Lucero, Juan Francisco Salamanca, Alexandra Gómez, y Luis Carlos Orejarena.

Humberto de la Calle inscribió su candidatura al Senado por Verde Oxígeno

Verde Oxígeno le da el aval a Humberto De La Calle como cabeza al Senado

La resurrección de Verde Oxígeno le permitió a Ingrid Betancourt entrar pisando duro en la Coalición de Centro Esperanza en un regreso a la política colombiana y a la que había prometido no volver.

Le podría interesar:

A Ingrid Betancourt le salió el clientelismo familiar: su sobrina busca una curul en la Cámara

-.
0
2500
Benito Osorio, el eslabón entre paramilitares y ganaderos en Córdoba que comenzó a cantar en la JEP

Benito Osorio, el eslabón entre paramilitares y ganaderos en Córdoba que comenzó a cantar en la JEP

Jhonier aceptó que mató a su hermano Mauricio Leal y a su mamá

Jhonier aceptó que mató a su hermano Mauricio Leal y a su mamá

Gustavo Serpa, el odiado presidente de Millonarios, pero lleno de poder

Gustavo Serpa, el odiado presidente de Millonarios, pero lleno de poder

Evo Morales vuelve a pisar duro en Bolivia y busca una constituyente

Evo Morales vuelve a pisar duro en Bolivia y busca una constituyente

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus