La homofobia de ‘Pedro el Escamoso’ jodió mi adolescencia

La telenovela reforzaba la idea de que estaba bien hacerle bullying al ‘marica’ del curso. Miles de jóvenes vivimos un calvario.

Por:
octubre 21, 2020
La homofobia de ‘Pedro el Escamoso’ jodió mi adolescencia

Ayer hice el ejercicio de ver un capítulo de ‘Pedro El Escamoso’, exitosa telenovela de Caracol que hace 17 años, cuando era tan solo un niño con miras a la adolescencia, disfruté junto a mi familia cada noche. Recuerdo que, en aquella época, al día siguiente todos en el colegio estábamos en función del capítulo de la noche anterior. En aquellos tiempos, la televisión tenía el poder de unir a todo un país en torno a una historia. Así lo hizo ‘Pedro El Escamoso’ entre 2001 y 2003. En aquel entonces, quien no veía y gozaba con la novela, estaba ‘out’. Era una especie de obligación social estar al tanto de la novela, pues de lo contrario uno quedaba marginado de conversaciones en el colegio, la familia o el trabajo.

Teniendo en cuenta que ahora RCN y Caracol solo repiten telenovelas de antaño, tuve ganas de sentarme una noche frente al televisor como en décadas pasadas. Como homosexual que soy –lo cual puedo aceptar después de todo un proceso duro, complejo y personal que tardó años- debo confesar que, lejos de vivir un rato agradable, me sentí profundamente ofendido por lo que vi. Era como si Caracol se burlara de frente de todo lo que asumir mi condición sexual ha implicado para mí.

En primer lugar, no hay que ir muy lejos para ver que se trata de una telenovela cargada de estereotipos sobre la homosexualidad. Vista en el año 2020 ‘Pedro El Escamoso´ da un escupitajo frentero y descarado a la comunidad LGBTI y a la lucha histórica por sus derechos. Podría escribir un libro entero dando ejemplos particulares de escenas, personajes y situaciones en esta novela que vulneran a la comunidad LGBTI. Pero no hay necesidad porque es muy obvio.

Solamente la forma en que es retratado el personaje de ‘Pastor Gaitán’ es una ofensa colosal a los homosexuales. En efecto, el personaje es en sí mismo una burla. No es casualidad que el libretista Dago García le haya puesto el apellido Gaitán, a modo de broma para su amigo el también libretista Fernando Gaitán. De esta manera, Pastor Gaitán, interpretado por el actor Álvaro Bayona, es un individuo chismoso y envidioso que vive enamorado del protagonista de la historia. El personaje, además de sus amaneramientos y ademanes, tenía comportamientos reprochables como persona. No solo se vendía la idea de que todo homosexual era afeminado y emplumado, sino que era el villano del paseo.

Mención aparte merecen las burlas y chistes que despierta el personaje dentro de la misma historia. Solo hasta ahora, que vuelvo a ver la novela de la que yo mismo también me reía, caigo en cuenta que gracias a la mentalidad que ahí se refleja era que en el colegio me hacían bullying por ser un joven diferente a los demás. Así como Pastor Gaitán inspiraba todo tipo de chistes en 'Pedro El Escamoso', yo fui uno de los tantos adolescentes que creció aguantando señalamientos, burlas y discriminación en el colegio. Afortunadamente yo logré asumirlo como una situación que me forjó la personalidad, me llenó de carácter y me ajustó los pantalones desde muy temprano en la vida. Pero no ha sido así para todos. Más de uno ha llegado hasta al suicidio.

Lo que viví yo es una historia genérica. Es lo mismo que vivieron muchos otros durante su infancia o adolescencia pues producciones como ‘Pedro El Escamoso’ vendían la idea de que estaba bien hacerle bullying al ‘marica’ del curso.

Ni hablar del impacto que genera una telenovela tipo ‘Pedro El Escamoso’ en la forma en como uno mismo percibe su propia sexualidad. Se refuerza la idea de que ser gay está mal, pues nadie quiere ser como Pastor Gaitán cuando sea grande. Por lo tanto, más de uno crecerá negándose a sí mismo lo que es y preferirá esconderse tras una fachada de hombre casado y con hijos. Solo hasta hoy, que miro la sociedad en la cual crecí, caigo en cuenta de que todo a mi alrededor me condicionaba para que hiciera eso. Es una fortuna que pueda estar diciéndome a mí mismo esta verdad.

Para ser justo con Caracol, debo decir que no solo este estereotipo estaba presente en ‘Pedro El Escamoso’. También lo estaba en ‘Pasión de Gavilanes’ y un sinfín de novelas más. Hasta en ‘Betty La Fea’. No es justo que hoy señalemos a un libretista y a un canal por una producción que fue hecha siguiendo el pensamiento de una época. Sin embargo, cuando se intenta ganar rating y conectar con el público dos décadas después haciendo los mismos chistes homofóbicos, ahí sí hay un grave problema.

En el año 2002 el país entero se reía de Pastor Gaitán, de Leandro Santos y de Hugo Lombardi. No había una sola persona que se ofendiera por el hecho de que la homosexualidad fuera retratada de esta manera pues tampoco había capacidad de juicio. Pero el mundo ha cambiado. En aquel entonces era válido reírse del marica pues nadie sabía que eso estaba mal; hoy no. Por eso me ofende que Caracol desempolve estos estereotipos y los exhiba como si nada en horario Prime Time para levantar el rating.

El problema ya ni siquiera es mío. Estoy satisfecho con el camino que he tenido. No ha sido fácil pero no me han faltado, ni estudios, ni viajes, ni oportunidades. Mi sexualidad es un tema llorado, sufrido, aprendido y asumido. El humor barato y arcaico de ‘Pedro El Escamoso’ no me afecta. Lo triste es que un joven de 13 años en alguna vereda remota de Colombia, en dónde llega primero la tv que el sentido común, no puede decir lo mismo.

-.
0
75203
Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Nota Ciudadana
Cómo aprender un idioma sin estudiarlo: sirve para inglés, francés y hasta alemán

Cómo aprender un idioma sin estudiarlo: sirve para inglés, francés y hasta alemán

Nota Ciudadana
Yo quise estar entre los guisos de Protagonistas y no me arrepiento

Yo quise estar entre los guisos de Protagonistas y no me arrepiento

Nota Ciudadana
Sin hotel, ni comida: Así conocí Barcelona con 400mil pesos

Sin hotel, ni comida: Así conocí Barcelona con 400mil pesos

En redes
VIDEO: La homofobia de algunos paisas

VIDEO: La homofobia de algunos paisas